DIVIDENDO

vengo dividiendo

el día en horas

el amor en amantes

y en esquelas, el periódico.

divido la comida a cucharas

y el aire en aspas

como el mar en espeto.

haré lo que haga falta

para que, en la división,

me quede un buen resto.